Nueva Concentración de pensionistas en los Ayuntamientos; el lunes día 16 de Abril a las 12:00 h.: Contra el Reglamento Europeo de planes privados de pensiones

La Coordinadora Estatal en Defensa del Sistema de Pensiones hace un llamamiento a los ciudadanos el próximo 16 de abril “aprovechando la muy probable presentación en la Comisión Europea el próximo mes de julio del producto Paneuropeo de Pensiones Individuales (PEPP), en forma de Reglamento, lo cual implica el obligado cumplimiento para los Estados miembros, entre ellos España. Este Producto implicaría un aumento de la desgravación fiscal y una promoción por parte de los Estados de los planes de pensiones individuales, lo que choca frontalmente con el mantenimiento del Sistema Público de Pensiones”, afirma la Coordinadora en un comunicado.

Según la organización, “la Unión Europea apuesta claramente por un empobrecimiento del Sistema Público de Pensiones en favor de los planes privados, que favorecerán a la población de mayor poder adquisitivo“.

Se trata de un enorme y apetitoso bocado para el capital financiero (bancos, aseguradoras…) y sus cómplices -gobiernos y sindicatos oficiales- que, al calor de los recortes de las pensiones públicas que imponen con el falaz argumento de que son ‘insostenibles’, forma parte de la política de privatización general de los servicios y prestaciones públicas: sanidad, enseñanza, servicios sociales, pensiones…

Se trata de un Reglamento donde la Unión Europea se decante por los planes privados de pensiones en detrimento de los sistemas públicas, en una política global de destrucción de lo público. La Comisión Europa apuesta por el ahorro privado de cara a la jubilación, planea crear un nuevo tipo de pensión individual voluntaria (PEPP), concebida para ofrecer a los ahorradores más opciones y productos más competitivos de cara a la jubilación que compartirá las mismas características básicas en toda la UE y podrán ser ofertados por una amplia gama de proveedores, tales como compañías de seguros, bancos, fondos de pensiones de empleo, empresas de inversión y gestores de activos.

La apuesta por los planes de pensiones individuales que hace la Comisión, según las instrucciones del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional, es clara, y en los documentos que justifican la creación de los nuevos productos de ahorro se puede leer que “desde la perspectiva de los futuros pensionistas, una reducción de los niveles de los beneficios de las pensiones públicas será en gran medida inevitable”.

Ante estos planteamientos, según la Comisión, estos productos complementarán las actuales pensiones de jubilación, que son individuales y proceden del Estado, pero no sustituirán los sistemas nacionales de pensiones, ni los armonizarán. La Comisión ha recomendado a los Estados miembros que otorguen el mismo trato fiscal a este producto que a los productos nacionales similares ya existentes, para así garantizar que se da a los PEPP un buen impulso inicial.

Por otra parte, estos nuevos productos vienen a reforzar, en última instancia, el plan de la Comisión para la creación de una Unión de Mercados de Capitales, ayudando a canalizar el ahorro hacia las inversiones a largo plazo en la UE. En la actualidad, solo el 27 % de los europeos de entre 25 y 59 años ha adquirido un plan de pensiones.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.